10/7/09

LOS MEJORES DIBUJANTES DE TARZAN (1). BURNE HOGARTH.


De todos los ‘Tarzan’ que han sido versionados en la historia del cómic, solo cuatro de ellos brillan con luz propia. En nuestra opinión Foster, Hogart, Kubert y en algunos aspectos Russ Manning, fueron los que realizaron un trabajo más meritorio con el personaje.

Hoy vamos a empezar, fuera de todo orden cronológico, por el que nos parece más original y misterioso; por supuesto hablamos del ‘Tarzán’ de Burne Hogarth.

BURNE HOGARTH.
Algunos dibujantes se han tenido que enfrentar con herencias vitriólicas. El intentar heredar a Raymond (Barry), Caniff (Wunder) o Foster (como es el caso que nos ocupa), no es tarea precisamente fácil. La comparación puede ser demoledora. De todos los que afrontaron este tipo de problemas, nos parece que Hogart salio especialmente airoso y merece un reconocimiento especial. El ‘Tarzán’ de Foster, hoy en día nos parece un poco anticuado, en cambio el de Hogarth ha superado brillantemente los márgenes del tiempo y aunque en su país de origen no se le haga mucho caso, sigue estando vigente desde el punto de vista gráfico.

El trabajo inicial de Hogarth siguió la línea de Foster, sin alejarse en exceso, pero casi sin que nadie se diera cuenta, empezó a formular sus reivindicaciones hacia una forma distinta de interpretar al rey de la selva. Llegados a un determinado momento, su trabajo y el de su predecesor ni siquiera se parecían.

Sus peticiones económicas y de libertad con el personaje, le llevaron a una primera retirada. Se montó entonces un gaucho inimaginable (si no se ha visto, no se puede imaginar) llamado ‘Drago’, que no le daría el suficiente empuje como para conseguir volar solo. Lo que en ‘Tarzán’ era improbable, en ‘Drago’ es absolutamente increíble. Este fracaso sellaría el destino de Hogarth en el mundo de las viñetas.

Foster, Raymond y Caniff llegaron a poseer los derechos legales de un héroe propio, que podía ser usufructuado económicamente frente a la empresa; Hogarth no pudo hacerlo, había escogido con ‘Drago’ un caballo cojitranco que no daba para mucho. No tuvo más remedio que volver a la ‘casa madre’.

Hogarth llegaría a un nuevo acuerdo con la K.F.S. y durante un tiempo nos dio páginas maravillosas (como las que mostramos), pero las rencillas seguían y al final terminaría tirando la toalla. Hogarth se retiraría del cómic para dedicarse a otras cosas, preferentemente la enseñanza.


Su fama fue declinando y llego incluso a ser medio olvidado en USA. Realizó trabajos de ilustración y didácticos. En este último terreno, tiene varios libros que hablan de anatomía, perspectiva y dibujo en general.

Recuperado por los semiólogos y estudiosos de la imagen europeos de finales de los 60, Burne vio revalorizado su trabajo y se dio unas cuantas vueltas por Europa. Al cabo de algunos años haría dos libros más sobre ‘Tarzán’ (1.971 y 1.973), en los que se aproximaba más a la ilustración que al cómic. Fue a la búsqueda de un tiempo irrecuperable y no volvería a tocar ni el personaje en particular ni el cómic en general.

Los norteamericanos no funcionan en la misma longitud de onda que los europeos y el desinterés de los profesionales por este autor se ha mantenido hasta la actualidad. Allí, ya casi nadie reivindica ni su memoria, ni su forma de trabajo. Justo al contrario que en Europa. Las mentalidades en las dos orillas del Atlántico son distintas y ello explica esta disonancia.

Lo que hizo Hogarth es una difícil mezcla entre un manierismo que en ocasiones llega hasta lo ridículo y una ambientación llena de misterio, fantasía y sugerencia que atrapa al que lo contempla. Creemos que la patente de esta alquimia la tenía Burne Hogarth y se la llevo consigo a la tumba para siempre. Hasta ahora, nadie ha vuelto a hacer nada semejante.


Hemos querido hacer una primera aproximación a Burne Hogarth, sin entrar en demasiadas profundidades. Proponemos a nuestros visitantes una edición en su versión de B/N y color, para un estudio y análisis comparativo. Ponemos también para que se pueda completar la comprensión de la forma de trabajo de este autor, unas reproducciones de páginas originales bastante interesantes.

La excelente versión en blanco y negro pertenece al Nº.- 5 de ¡Bang! (abril-1.971). Mucho se podría decir de esta mítica revista del cómic español, pero nos limitaremos (de momento) a rendirle homenaje al talento de Antonio Martín que hizo coincidir a profesionales y aficionados expertos en un proyecto que no solo tenía la revista, sino también los boletines mensuales con amplia información de las vicisitudes y proyectos de los autores españoles de aquella época.
En cuanto a las planchas en color, pertenecen a la versión de Planeta, que desde luego es la mejor que se ha podido ver en España y la única que ha llegado a feliz término.

Como estamos en verano, no queremos dar más ‘la brasa’ y pasamos a esta obra que nos parece excepcionalmente fresca y vegetal para esta época del año. ¡Pasen y vean el ‘Tarzán’ de Burne Hogarth!











Esperamos que lo hayan disfrutado al menos tanto como nosotros.

11 comentarios:

Angux dijo...

Aprovecho esta maravillosa entrada para daros las gracias por La Visita a La Caraviñeta, así como por la divertida tira (entrada anterior).
Sinceramente vuestro blog me parece maravilloso por que es instructivo para los que como yo, somos lectores (en su momento) del tebeo clásico, pero no conocedores de sus entresijos y el de sus autores.
Si al final tira hacia delante lo de la revista, podéis contar con una suscripción más.
Abrazos.

JD dijo...

Yo he disfrutado muchísimo, dado que soy un gran apasionado de la figura de Tarzán en el cómic (y también en la literatura).
Por otra parte, vuestra entrada, como viene siendo habitual, es sumamente interesante.

La verdad es que Hogarth resulta asombroso en sus tratamientos anatómicos y en sus fondos abigarrados.
A mí me encanta Hogarth, pero también me gustan mucho Foster, Kubert y Manning, que no desmerecen en nada, tal como yo los veo (Manning, por ejemmplo, me parece soberbio y elegantísimo, a pesar de ser el menos reconocido).

El trabajo de Buscema también me parece digno de ser rescatado, a pesar de la discordancia de algunos de sus entintadores.
Y de nuestros autores pienso que es justo recordar las buenas versiones de Ortiz, Brocal Remohí y Ambrós, e incluso algunas páginas de Fuentes Man y Usero, entre otros, que recientemente hemos visto en el blog de Deskartes.

Seguid con Tarzán, por favor.
Un abrazo.

Rotebor dijo...

Espectacular entrada sobre un dibujante único e inimitable (aunque copiado hasta la saciedad).
Estoy esperando la entrada sobre el Tarzan de Kubert, del que sólo conozco algunas cubiertas de cómics, pero admiro por sus otras obras más difundidas.
Adelante con el tema, que da para mucho.

Xelo dijo...

Hogarth era capaz de realizar unas viñetas magníficas y otras que ya lo decís: "...un manierismo que en ocasiones llega hasta lo ridículo...".
Esos ademanes teatrales, incluso "afeminados", en muchas viñetas, restan valor a la obra, aunque sigue siendo de gran calidad como se ve en esa comparativa en b/n y color.
Como siempre, ese b/n me parece estupendo, y es donde mejor se ve su trabajo gráfico.
Estupendo el post...y el blog.

Alberich el Negro dijo...

El Tarzán de Hogarth —aunque estéticamente tenga cosas interesantes— siempre me ha parecido una auténtica loca neurótica, moviéndose por un mundo permanentemente estresado y en tensión... Esos músculos a punto de reventar, esos pelos agitados por un viento que parece huracanado, esos ojillos como ribeteados de sombra y rimel, esos cuerpos excesivamente musculosos, esas actitudes exageradas hasta el paroxismo... En fin, no digo más.

Si tengo que elegir (y ya sé que no), me quedo, sin duda, con la elegancia, la mesura, incluso el primitivismo que transmiten los dibujos de Foster.

HORACIO DIEZ horaciodv@gmail.com dijo...

ANGUX
Gracias, contamos contigo. De todas formas os iremos informando.
Un cordial saludo.

JD
El trabajo de Hogarth en Tarzán, cuando cuando adquiere toda su personalidad y desarrolla su propio mundo, es gráficamente espléndido.
Foster, Kbert y Manning también son muy buenos.A mi me gusta mucho el principio de Kubert. Aunque hay que diferenciar el Tarzán para la prensa del Trazán para los cómic book.
Hay otros dibujantes que hicieron un buen trabajo y que iremos mostrando sucesivamente.
Un saludo.

ROTEBOR
Efectivamente fue muy copiado, y aún hoy se puede encontrar su influencia.
Kubert es un autor muy personal y su Tarzán, como he dicho antes, es muy bueno, el mejor en cómic book con diferencia. Lo pondré pronto y así podrás juzgar.
Un cordial saludo.

XELO
Todo lo que apuntas es lo que hace a este Tarzán único. Una vez visto siempre que recuerdes a Tarzán, recuerdas a este en primer lugar.
Un saludo.

ALBERICH EL NEGRO.
Todo lo que dices es cierto, su rostro parece sacado del cine mudo, con los ojos pintados, muy pintados y siempre estresado, en tensión… en sus páginas se respira el dinamismo, la acción continua… es el Tarzán de Hogarth. El de Foster es correcto, un buen trabajo pero sin la fuerza expresiva de Hogarth. Comparto tu opinión "…la elegancia, la mesura, incluso el primitivismo que transmiten los dibujos de Foster."
Foster es Foster.
Un cordial saludo.

Francisco dijo...

Excelente entrada, ya lo había dicho, muy bueno el contenido del blog.

Por los anteriores comentarios veo que es seguido de cerca por conocedores del tema.

Mis felicitaciones nuevamente.

Frank

tete.... dijo...

Creo q el trabajo de Hogarth es espectacular, bien estilizado eso si y en eso esta la calidad de imagen q lo diferencia de otros como Hal Foster,abmiro a Foster pero con su Principe Valiente,son pocos los q han hecho algo remarcable hasta el sol de hoy,el trabajo de Hogarth lo diferencia notablemente de otros y es precisamente lo q lo hace grande en su estilo ,Hogarth ,Foster, Don Newton ,Raymond y Breccia son escuela y lo mejor del Comic en su historia,claro esta es mi opinion personal ,pero de ellos me siento influenciado y son lo mejor de todos los tiempos,es una pena q hoy no se valoren esos grandes pioneros q revolucionaron el mundo del comic y la decadencia en los tiempos modernos q nadie los a podido reemplazar, hoy hay pocos..y la manga japonesa es la q esta tomando el control poco a poco por tener mas calidad ilustrativa q el pesimo comic americano,chapusero y ordinario..y lo digo de corazon vivo en Estados Unidos y el comic es un desastre patetico y ordinario carente de etica y respeto, viva la vieja escuela.

Gabriel dijo...

La calidad del trabajo realizado va superándose una a la otra. Todas las caricaturas de Tarzán son fascinantes, unque se halla perdido el valor de apreciar este arte.

Julio - Productos Omnilife dijo...

Magnifico Blog, buen trabajo y la mayoría de las caricaturas son llamativas.

tale3185 dijo...

Hola mi nombre es lucio, no se si este sitio esta activo pero voy a poner mi pregunta de todos modos., yo he comprado los libros dominicales de Hal Foster y Burne Hogarth del uno al diesiocho incluyendo el numero 15b de Rubimor y mi sorpresa fue que el de Rubimor esta en blanco y negro los otros 18 volumenes son de color. por favor si alguien puede comentar si esto es normal. desde ya muchas gracias. Lou